Energía y Tecnología

20181114-636778150927323890_20181114180154148-k3cC-U452932104397QP-992x558@LaVanguardia-Web

El Rey inaugura la nueva planta de la refinería de Repsol en Perú

El Rey cerró su visita de Estado a Perú presidiendo la inauguración oficial de las nuevas unidades de producción de gasolina baja en azufre, menos contaminante, en la refinería la Pampilla, propiedad de Repsol desde su privatizazción en 1996.

El presidente de Perú, Martín Vizcarra, y el de la empresa española, Antoni Brufau, acompañaron al Rey en el recorrido por las instalaciones, junto a Francisco Ísmones, ministro de Energía y Minas de Perú, José Manuel Gallego, director de Repsol en Perú y Luis Felipe Llamas, director de la refinería.

Tras recorrer las instalaciones con parada en el nuevo módulo de gasolina baja en azufre, el Rey y el presidente peruano descubrieron una placa conmemorativa junto al presidente de Repsol, Antoni Brufau, quien agradeció la asistencia de los jefes de Estado de España y Perú. Brufau destacó los tres compromisos de Repsol: con la creación de empleo de calidad; con Perú, que ha permitido a la compañía operar en su territorio que Repsol ha correspondido constantes inversiones, y con el medio ambiente a través de la productos más eficientes, con menor emisión de gases de efecto invernadero.

Con la nueva unidad, que ha supuesto una inversión de 741 millones de dólares(658 millones de euros), Repsol cumple también con el compromiso, que fue asumido por las refinerías nacionales con el estado peruano, para salvaguardar la calidad del aire y la salud de los peruanos, al producir combustibles respetuosos con el medio ambiente. Las nuevas gasolinas producidas en La Pampilla, además de reducir las emisiones de dióxido de azufre significativamente, cuentan con mejoras de calidad en su composición, con prestaciones acordes a las especificaciones técnicas de los vehículos.

Según ha informado la empresa, para la construcción de estas nuevas unidades de la refinería, se han aplicando los más altos estándares en seguridad y gestión ambiental, siguiendo los valores fundamentales de Repsol. Las obras se han realizado sin accidentes laborales con pérdida de días de trabajo y para su ejecución se han requerido cerca de 11 millones de horas, empleando a más de 2.500 personas. La primera etapa está en funcionamiento desde 2016 cuando se cumplió con la puesta en producción de las unidades de desulfuración de diésel.

Antonio Brufau ha destacado hoy, poco antes de que el Rey y el presidente Vizcarra, descubrieran la placa conmemorativa que con la nueva unidad, Repsol reafirma su compromiso por la sostenibilidad y por la calidad de sus productos, dando respuesta a las expectativas de los diferentes grupos de interés, facilitando el acceso a energía más limpia, con producción local de combustibles ambientalmente responsables.

La refinería de La Pampilla, situada la provincia de El Callao, a 30 kilómetros al norte e Lima, entró en funcionamiento en 1967. En 1996, tras un proceso de apertura económica en Perú y promoción de la inversión privada, la compañía pasó a formar parte del grupo Repsol.

Ver en lavanguardia.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies, exclusivamente, para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. En ningún caso recopilaremos la información en ellas contenida. Pulsando el botón ACEPTAR nos estará dando el consentimiento para almacenar dichas cookies en su dispositivo. En caso contrario, por favor cierre la ventana.

ACEPTAR
© Blog Energía y Tecnología 2016